Artículos

Henry L. Stimson

Henry L. Stimson



We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Henry Lewis Stimson nació en la ciudad de Nueva York el 21 de septiembre de 1867. Después de asistir a la Academia Phillips Andover, se graduó de la Universidad de Yale en 1888. También estudió en la Facultad de Derecho de Harvard antes de convertirse en abogado.

En 1906, Theodore Roosevelt lo nombró Fiscal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York. También se desempeñó como Secretario de Guerra durante la presidencia de William Taft (1911-13).

Un miembro de la Guardia Nacional de Nueva York (1898-1907) Stimson sirvió en el Ejército de los Estados Unidos en la Primera Guerra Mundial. Stimson sirvió como teniente coronel en Francia antes de ser ascendido al mando de la 31ª Artillería de Campaña.

Un miembro del Partido Republicano, Stimson fue designado por Calvin Coolidge como Gobernador General de Filipinas (1927-29) y se desempeñó como Secretario de Estado bajo Herbert Hoover (1929-33). Stimson dejó el cargo público cuando el candidato del Partido Demócrata, Franklin D. Roosevelt, fue elegido presidente en 1933.

Stimson escribió extensamente sobre asuntos exteriores y los libros publicados por él incluyen Política estadounidense en Nicaragua (1927), Democracia y nacionalismo en Europa (1934) y La crisis del Lejano Oriente (1936).

Cuando estalló la guerra en Europa en 1939, Stimson fue un abierto defensor del apoyo a los aliados contra la Alemania nazi. En un intento por lograr la unidad política para sus políticas, Franklin D. Roosevelt nombró a Stimson, un miembro prominente del Partido Republicano, como Secretario de Guerra en su administración del Partido Demócrata.

Después de que Estados Unidos entró en la Segunda Guerra Mundial en diciembre de 1941, Stimson, que ahora tenía 74 años, organizó enérgicamente los recursos industriales y económicos de Estados Unidos en la lucha contra Japón y Alemania.

Cuando los aliados tomaron la delantera en 1944, Stimson se convirtió en un oponente de lo que él creía que eran bombardeos innecesarios contra Alemania. Stimson, que temía los peligros del comunismo en la Europa de la posguerra, argumentó que a los Estados Unidos no les interesaba a largo plazo que la economía alemana fuera completamente destruida. Sin embargo, tuvo poco impacto en las políticas de Curtis LeMay, el comandante de bombarderos de EE. UU.

Stimson también se opuso por motivos morales a los bombardeos terroristas y temió que la creación de tormentas de fuego en las ciudades de Alemania y Japón daría lugar a acusaciones de crímenes de guerra. Estaba particularmente preocupado por el bombardeo de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos en Tokio el 9 de marzo de 1945, y le dijo a Robert Oppenheimer que estaba consternado de que hubiera tan poca protesta en los Estados Unidos sobre las tácticas que se estaban utilizando. Stimson también tenía serias dudas sobre el uso de bombas atómicas en Hiroshima y Nagasaki.

Stimson, quien no disfrutó de una buena relación con el presidente Harry S. Truman, se retiró de su cargo el 21 de septiembre de 1945. Sus memorias, Sobre el servicio activo en la paz y la guerra, fue publicado en 1948.

Henry Lewis Stimson murió en Washington el 20 de octubre de 1950.

La principal lección que he aprendido en una larga vida es que la única forma de hacer que un hombre sea digno de confianza es confiar en él; y la forma más segura de hacerlo indigno de confianza es desconfiar de él. Si la bomba atómica fuera simplemente otra arma militar, aunque más devastadora, para ser asimilada a nuestro modelo de relaciones internacionales, sería una cosa. Entonces seguiríamos la vieja costumbre del secreto y la superioridad militar nacionalista confiando en la precaución internacional para prescribir el uso futuro del arma como lo hicimos con el gas. Pero creo que, en cambio, la bomba constituye simplemente un primer paso en un nuevo control por parte del hombre sobre las fuerzas de la naturaleza demasiado revolucionarias y peligrosas para encajar en viejos conceptos. Mi idea de un acercamiento a los soviéticos sería una propuesta directa después de una discusión con los británicos de que estaríamos preparados de hecho para llegar a un acuerdo con los rusos, cuyo propósito general sería controlar y limitar el uso de la bomba atómica. como instrumento de guerra.


HENRY L. STIMSON

Henry Stimson comenzó su segundo mandato como Sec. of War en julio de 1940, habiendo ocupado previamente el cargo de 1911 a 1913. Se le informó por primera vez del proyecto de la bomba atómica en noviembre de 1941, cuando fue nombrado miembro del "Top Policy Group" que controlaría el proyecto.

En 1945, Stimson estaba recibiendo información más directa sobre la Segunda Guerra Mundial que cualquier otro funcionario estadounidense. El Jefe de Estado Mayor del Ejército George Marshall reportó directamente a Stimson, y como miembro del "Comité de los Tres" con el Sec. de la Marina James Forrestal y Under Sec. del estado Joseph Grew, Stimson también recibió información directamente de la Sec. de la Armada. Grew le proporcionó a Stimson la información diplomática del Departamento de Estado sobre la guerra.

Stimson también sabía mucho sobre un factor importante conocido por pocos: el proyecto de la bomba atómica. En junio de 1942 se inició la transferencia del proyecto de bomba atómica al Ejército, y desde el 1 de mayo de 1943 hasta su retiro el 21 de septiembre de 1945, Stimson fue directamente responsable ante el presidente del Proyecto Manhattan (Henry Stimson, McGeorge Bundy , "Sobre el servicio activo en la paz y la guerra", pág. 612-613).

Como era su papel informar al presidente sobre el proyecto de la bomba atómica, el 25 de abril de 1945 Stimson le dio al presidente Truman su primer informe completo sobre la bomba atómica.

A pedido de Stimson, el presidente Truman autorizó la creación del Comité Interino, que comenzó en mayo de 1945 con Stimson como presidente. Una de las recomendaciones del Comité para el presidente Truman provino de la reunión del 1 de junio de 1945. Como se indica en las notas del Comité para esa reunión, "el Sr. [James] Byrnes recomendó, y el Comité acordó, que. La bomba [atómica] debería usarse contra Japón lo antes posible que se use en una planta de guerra rodeada por viviendas de los trabajadores y que se utilice sin previo aviso ". (subrayado en el original). (Registros del Distrito de Ingenieros de Manhattan, archivos Harrison-Bundy, carpeta # 100, Grupo de Registros 77, Archivos Nacionales).

Stimson se convirtió en uno de los principales partidarios del bombardeo atómico de Japón. Su artículo, "La decisión de usar la bomba atómica" (Harper's, febrero de 1947) es la primera defensa completa y escrita de los bombardeos atómicos.

Por otro lado, Stimson había intentado hacer que los japoneses se rindieran antes de los bombardeos atómicos recomendando que los aliados le dijeran a Japón que podía quedarse con su emperador a cambio de la rendición. Stimson sabía de la importancia del emperador para los japoneses, quienes lo consideraban un dios, y trataron de utilizarlo para terminar la guerra antes. Pero la recomendación de Stimson no se tomó hasta después de que se lanzaron las bombas atómicas sobre Japón. Stimson señaló más tarde en sus memorias de 1948, escritas con McGeorge Bundy, "Sólo en la cuestión del Emperador adoptó Stimson, en 1945, una visión conciliadora, sólo sobre esta cuestión creyó más tarde que la historia podría encontrar que los Estados Unidos, por su retraso en declarar su posición, había prolongado la guerra ". (Stimson & Bundy, "Sobre el servicio activo en la paz y la guerra" pág. 628-629).

Henry Stimson, McGeorge Bundy, al servicio activo en la paz y la guerra

Godfrey Hodgson, El coronel: la vida y las guerras de Henry Stimson, 1867-1950

Elting Morison, Turmoil and Tradition: Un estudio de la vida y la época de Henry L. Stimson


Henry L. Stimson

Henry L. Stimson nació el 21 de septiembre de 1867 en la ciudad de Nueva York, donde pasó la mayor parte de su juventud. Estudió en la Academia Phillips Andover y en la Universidad de Yale, donde se graduó en 1888. Luego pasó a estudiar en la Facultad de Derecho de Harvard para seguir una carrera como abogado. Stimson, amigo cercano de Theodore Roosevelt, fue nombrado Fiscal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York en 1895. Durante su tiempo allí, hizo contribuciones fundamentales. Esas contribuciones no eran muy conocidas por el público, pero ayudaron a fortalecer al gobierno federal en la necesidad de remodelar el capitalismo estadounidense. En 1898, Stimson se alistó en la Guardia Nacional de Nueva York y sirvió hasta 1907. Luego sirvió en el ejército de los EE. UU. Durante la Primera Guerra Mundial. Armado con su conocimiento de primera mano sobre la guerra, Stimson se desempeñó como Secretario de Guerra bajo la presidencia de Taft. de 1911 a 1913. Stimson usó su experiencia en la administración de Taft para ayudarlo a avanzar en el Partido Republicano. En 1927, el presidente Calvin Coolidge lo nombró gobernador general de Filipinas. Sirvió hasta 1929. De 1929 a 1933, Stimson se desempeñó como Secretario de Estado bajo Herbert Hoover. Durante ese tiempo, se opuso a la toma de Manchuria por Japón en 1931. Escribió lo que se conoció como & # 34The Stimson Doctrine & # 34, que declaraba que Estados Unidos no reconocería ningún cambio realizado en violación de los tratados. Hoover creía que tal doctrina desencadenaría un boicot económico contra Japón y no aprobó la declaración. Aunque no pudo hacer que Hoover aceptara el documento, Stimson se convirtió más tarde en Secretario de Guerra bajo Franklin D. Roosevelt y lo instó con éxito a promulgarlo en 1940. Japón se negó a reconocer el documento y no quiso ceder a ninguna presión, lo que fue un factor en el ataque contra Pearl Harbor. En 1940, el presidente Roosevelt intentó unir los partidos políticos detrás de sus políticas al nombrar a Stimson como Secretario de Guerra, a pesar de que Stimson era un miembro prominente del Partido Republicano, en una administración demócrata. Stimson sirvió hasta 1945, cuando continuó con el presidente entrante Truman. Cuando Stimson tenía 74 años, Estados Unidos entró en la Segunda Guerra Mundial. Desde diciembre de 1941 en adelante, Stimson organizó enérgicamente los recursos económicos e industriales estadounidenses para impulsar la lucha contra Alemania y Japón. Incluso dados sus esfuerzos por ayudar a luchar en la guerra, Stimson temía que Europa no sobreviviera a la devastación aliada y que la economía europea, sobre todo la economía alemana, quedara completamente destruida. Cuando el bombardeo de alfombra estadounidense contra civiles y las tormentas de fuego resultantes se convirtieron en una herramienta para proseguir la guerra, Stimson se opuso a ello por motivos morales. Temía que Estados Unidos fuera acusado de crímenes de guerra contra Alemania y Japón. El 9 de marzo de 1945, comenzaron los bombardeos contra los residentes de Tokio. La ciudad literalmente se incendió. Stimson se sorprendió por la pequeña cantidad de protestas que se escucharon de los ciudadanos estadounidenses. Henry L. Stimson murió en Washington, D.C. el 20 de octubre de 1950.


Henry L. Stimson - Historia

HUNTINGTON, L.I., 20 de octubre - Henry L. Stimson, exsecretario de Guerra, murió aquí a las 4 P. M. hoy en su casa, Highhold, West Hills. Había celebrado su octogésimo tercer cumpleaños el 21 de septiembre.

Stimson, quien también fue secretario de Estado, estuvo bastante activo casi hasta el final. Pasó la mayor parte de su cumpleaños en la galería de la casa de campo o siendo llevado por el jardín en una silla de inválido a la que había estado restringido en gran medida después de haber sido sometido a una operación el 20 de julio. La operación fue para corregir una fractura de fémur sufrida. en una caída en su casa unos días antes.

Un miembro de su familia dijo que la muerte se debió a un ataque cardíaco. Había tenido un problema cardíaco desde que dejó el cargo público en 1945.

Como presidente Truman y un asesor sénior sobre el uso militar de la energía atómica, Henry L. Stimson hizo la recomendación decisiva de lanzar la primera bomba atómica, uno de los eventos más importantes en la historia de la humanidad.

Además de esta gran responsabilidad, el Sr. Stimson asumió cargas pesadas como presidente Hoover y como secretario de Estado (1929-1933) y nuevamente como secretario de Guerra en los gabinetes del presidente Franklin D. Roosevelt y el presidente Truman (1940-1945). Su período inusualmente largo de la vida pública que lo estableció como un estadista anciano en la escena estadounidense incluyó un período anterior (1911-1913) como presidente Taft y un secretario de Guerra de los apóstoles, entonces un puesto relativamente menor.

Cuando tenía setenta y tantos, el Sr. Stimson era el jefe administrativo civil de un ejército victorioso de más de 10,000,000, el más grande jamás levantado por los Estados Unidos. Fue en este puesto donde fue en gran parte responsable de poner fin abruptamente en Hiroshima y Nagasaki a la violencia que había frustrado su diplomacia en los años treinta cuando era presidente Hoover y un secretario de Estado de los dos. Stimson reveló más tarde que no había dudado en recomendar al presidente Truman, recientemente juramentado, el primer uso de la bomba atómica.

"Mi principal propósito era terminar la guerra con la victoria con el menor costo posible en la vida de los hombres de los ejércitos que había ayudado a formar", escribió Stimson en el número de febrero de 1947 de la revista Harper & aposs. `` A la luz de las alternativas que, en una estimación justa, se nos abrieron, creo que ningún hombre en nuestra posición y sujeto a nuestras responsabilidades, sosteniendo en su mano un arma de tales posibilidades para lograr este propósito y salvar esas vidas, podría haber fallado en usarlo y luego miró a sus compatriotas a la cara.

El Sr. Stimson fue uno de varios hombres entrenados como abogados de Wall Street cuyo servicio público fue desafiado por opositores políticos sobre la base de que frecuentemente veían los asuntos públicos a través de los ojos de la comunidad financiera. Sin embargo, ingresó a la política como uno de los liberales de Theodore Roosevelt, aposs y "anti-confianza", ya lo largo de su larga vida dentro y fuera de los cargos públicos, fue escrupuloso en mantener al margen esta práctica de la ley y su cargo público. A lo largo de su vida mostró una integridad que para sus amigos a veces bordeaba lo doloroso.

Fue el Sr. Stimson & aposs una gran suerte como un joven de sólida formación social y educación en Yale y Harvard para atraer la atención de Elihu Root, entonces cerca del cenit de su larga e influyente carrera como estadista y abogado republicano conservador.

Otra influencia dio forma a la carrera temprana de Stimson & aposs. Su interés por la vida al aire libre de Canadá y Occidente, era la época del estudiante convertido temporalmente en vaquero, llevó al joven Stimson a la órbita de Theodore Roosevelt, exponente de la vida vigorosa.

Henry Lewis Stimson nació en Nueva York el 21 de septiembre de 1867. En sus memorias, caracterizó a su familia como "gente robusta, de clase media, religiosa, ahorrativa, enérgica y longeva". Henry Stimson y un padre exótico habían ganado suficiente dinero como banquero al principio de su carrera como para permitirle disfrutar del lujo de estudiar medicina en Zurich y París y establecer una práctica grande y extremadamente poco lucrativa en Nueva York.

El joven Henry fue enviado a la Academia Phillips Andover, donde, recordó en su vida posterior, los estudiantes disfrutaron de una "libertad perfecta, atenuada por la expulsión".

El Sr. Stimson entró en Yale en 1884 y pasó el verano de su primer año en la naturaleza salvaje de Canadá. Fue elegido cerca del final de su tercer año en Skull and Bones, la más antigua de las sociedades de alto nivel. Se graduó en 1888. Después de dos años en la Facultad de Derecho de Harvard, fue admitido en el colegio de abogados de Nueva York en 1891. A finales de 1905, como miembro del bufete de abogados Senator Root & aposs, ganaba unos 20.000 dólares al año, y en En enero de 1906, el presidente Theodore Roosevelt lo nombró Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York, su primer cargo público. El salario era la mitad de lo que ganaba en la práctica privada.

Stimson inició una serie de enjuiciamientos gubernamentales en gran medida exitosos por el delito de refutación ferroviaria, un instrumento que desempeña un papel importante en el desarrollo de los gigantescos fideicomisos sobre los que el presidente Theodore Roosevelt blandía `` el gran garrote ''. Para julio de 1907, se habían recaudado 362.000 dólares. en multas por rebatir. El Ferrocarril Central de Nueva York y la American Sugar Refining Company se encontraban entre las corporaciones cuya sociedad de compensación quedó expuesta por los enjuiciamientos dirigidos por el Sr. Stimson.

Candidato a gobernador

En 1910, el Sr. Stimson se había hecho lo suficientemente conocido en todo el estado como para permitirle convertirse en Theodore Roosevelt & un candidato escogido personalmente por el privilegio de hacer una lucha desesperada por gobernador. El Sr. Stimson luchó duramente y pasó tanto tiempo preparando sus discursos que TR dijo: `` Maldita sea, Henry, un discurso de campaña es un cartel, no un grabado ''. El Sr. Stimson fue derrotado decisivamente por John A. Dix, el Candidato demócrata.

Cuando se produjo una vacante en el puesto de Secretario de Guerra, el presidente Taft pensó en las necesidades políticas del partido republicano en este estado y nombró al Sr. Stimson, probablemente por recomendación del Sr. Root, quien, como Secretario de Guerra en los gabinetes de McKinley y Roosevelt, había dado el paso trascendental de formar el Ejército y apostar por el primer Estado Mayor General.

Cuando el Sr. Stimson asumió el cargo el 22 de mayo de 1911, el Ejército de los Estados Unidos estaba formado por unos 4.300 oficiales y 70.250 soldados, la mayoría de ellos distribuidos entre puestos militares obsoletos. El Mayor General Leonard Wood era Jefe de Estado Mayor cuando el Sr. Stimson se convirtió en Secretario de Guerra, y con la ayuda de Wood & aposs, el nuevo Secretario pudo efectuar una reagrupación nueva y más eficiente de la nación y unas fuerzas diminutas. Pero la nación estaba casi completamente desinteresada en los asuntos del ejército, y el puesto de Stimson & aposs era fácilmente el menos importante en el gabinete.

El estallido de la Primera Guerra Mundial en 1914 encontró al Ejército de los Estados Unidos casi completamente desprevenido, para gran pesar del Sr. Stimson & aposs.

Stimson había quedado atrapado en el medio de la pelea de 1912 entre Theodore Roosevelt y el presidente Taft. Stimson, uno de los admiradores más fuertes de T. R. & aposs y en deuda con él por favores políticos anteriores, sentía sin embargo una fuerte lealtad personal hacia el presidente Taft, cuyo conservadurismo era algo más de su agrado que el coronel Roosevelt & aposs actitudes vigorosamente liberales. Fue con verdadero pesar que el Sr. Stimson se sintió obligado a arrojar su fortuna política con el presidente Taft. El coronel Roosevelt no lo perdonó rápidamente.

Un político práctico desde que había sido capitán de distrito electoral en el antiguo Distrito 23 de la Asamblea de Nueva York, el Sr. Stimson encabezó las fuerzas republicanas del estado de Nueva York que bloquearon los esfuerzos tenaces de los líderes estatales y de los partidos demócratas apostados por obtener un mayor grado de participación. autonomía de esta ciudad en la convención que se inauguró en Albany el 6 de abril de 1915 para redactar una nueva Constitución estatal.

En la campaña presidencial de 1916, el candidato de Stimson & aposs fue Elihu Root, pero cuando Charles Evans Hughes fue nominado, trabajó duro por la candidatura republicana. Cuando la reñida elección resultó en la reelección del presidente Wilson, el Sr. Stimson, quien estaba convencido de que Estados Unidos pronto estaría en la guerra iniciada por Alemania en 1914, se preparó para el ejército.

Aunque tenía 49 años y solo había tenido un período insignificante de entrenamiento de la Guardia Nacional, Stimson calificó para un mando de artillería y vio acción en Francia durante un período de nueve meses de servicio en el extranjero. Era uno de los dos no regulares de los veintinueve oficiales elegidos para comandar regimientos de artillería recién formados con el rango de coronel. El Sr. Stimson siempre estuvo orgulloso de su servicio militar y sus amigos íntimos lo conocían como el Coronel Stimson.

Entre 1918 y 1926, el Sr. Stimson estuvo en la vida privada. En la primavera de 1925 acordó representar al Gobierno en la disputa entre Chile y Perú por las provincias de Tacna y Arica. Su participación en la decisión fue menor, pero, fruto de su experiencia, fue enviado por el presidente Coolidge como enviado especial a Nicaragua, desgarrada por la guerra civil. Logró restablecer la paz general un mes después de su llegada y llevó los desórdenes a una conclusión formal por el acuerdo de Tipitapa.

En 1927, el Sr. Stimson cortó permanentemente sus conexiones con su bufete de abogados y se preparó para pasar el resto de sus días completamente jubilado. Esto no iba a ser así.

En 1926 había visitado Filipinas a petición de su viejo amigo, el gobernador general Leonard Wood, y había elaborado un plan de procedimientos gubernamentales que se esperaba ayudaría a Wood a restablecer la autoridad de los Estados Unidos, que aparentemente había disminuido. durante la administración democrática de las islas. Tras la muerte del general Wood, el presidente Coolidge nombró al Sr. Stimson su sucesor.

El gobernador general Stimson creía que el general Wood había tenido razón al tratar de limitar la medida de control gubernamental otorgada a los filipinos por la administración de Wilson. Puso en vigor medidas destinadas a indicar a los líderes políticos filipinos que hablar de una independencia o una autonomía tempranas era prematuro. Antes de que Stimson & aposs políticas vigorosas pasaran la etapa controvertida, y hubo mucha controversia, el presidente Hoover lo nombró Secretario de Estado. Asumió el cargo el 28 de marzo de 1929.

Los primeros dieciséis meses del mandato del Sr. Stimson & aposs como Secretario de Estado se entregaron a los intentos bien intencionados pero en gran medida inútiles de la Administración Hoover de promover la paz mundial mediante la búsqueda de acuerdos internacionales para limitar los armamentos navales. Stimson encabezó la delegación de Estados Unidos a la Conferencia Naval de Londres, que se inauguró el 17 de enero de 1930. Se alcanzaron acuerdos limitantes entre Gran Bretaña, Japón y Estados Unidos, que fueron ratificados por el Senado de Estados Unidos el 21 de julio.

Sin embargo, los sentimientos nacionales eran tan fuertes que las potencias acordadas, en particular Japón, encontraron formas de evitar las características de los acuerdos que eran más detestables para los defensores de las grandes armadas.

Los esfuerzos del Sr. Stimson y otros para promover la paz mundial pronto se perdieron en los distantes rumores del desastre económico mundial que se sumó al cinismo y la desilusión que provocó la Segunda Guerra Mundial.

Secretario de Estado en & apos31

Stimson fue Secretario de Estado durante la crisis de Manchuria de 1931, que con la crisis de Etiopía de 1936 y el apaciguamiento de Munich de 1938, constituyeron los principales retrocesos de las potencias occidentales ante la agresión nacionalista que condujo a la Segunda Guerra Mundial. El presidente Hoover, quien tenía un conocimiento personal considerable de los asuntos del Lejano Oriente, tenía una gran confianza en el juicio del Sr. Stimson & aposs en este campo y le dio prácticamente las manos libres. La tormenta de Manchuria estalló casi sin previo aviso.

El 17 de septiembre de 1931, el Sr. Stimson recibió a Katsuji Dubuchi, embajador de Japón, y ambos coincidieron en que las tensiones en el Lejano Oriente parecían aliviarse y que las relaciones entre Japón y Estados Unidos habían mejorado mucho. Dos días después, las tropas japonesas ocuparon la ciudad manchú de Mukden y otros puntos en el sur de Manchuria, territorio reclamado por China.

El secretario Stimson obtuvo la aprobación del gobierno para su plan de intentar frenar el avance de Japón y Manchuria mediante la cooperación con el supuestamente moderado Barón Kijuro Shidehara, Japón y un secretario de Relaciones Exteriores de Japón. Con este fin, el Sr. Stimson se abstuvo de criticar públicamente a Japón y la agresión de Manchuria y, al mismo tiempo, transmitió a través de canales diplomáticos discretos indicios del gran interés estadounidense en los acontecimientos de Manchuria.

Stimson expuso la doctrina del no reconocimiento de las conquistas por agresión, que fue adoptada sin disenso por la Asamblea de la Liga de las Naciones el 11 de marzo.

La agresión japonesa se extendió, a pesar de la diplomacia de la administración Hoover, y Stimson se vio obligado a adoptar un tono más firme. Trató de alistar a Gran Bretaña y otras potencias europeas interesadas en una posición conjunta contra Japón, y se sorprendió y decepcionó cuando todos encontraron razones para negarse a respaldar la posición estadounidense adoptada públicamente. El último remanente de la autoridad de China & aposs en Manchuria desapareció el 3 de enero de 1932, cuando los japoneses ocuparon Chinchow.

En ese momento, se creía ampliamente que la diplomacia de los Estados Unidos había sufrido uno de los reveses más agudos en la historia de Estados Unidos. Una gran parte de la prensa estadounidense, opuesta a la administración de Hoover & aposs, estaba furiosa por el espectáculo de aparente impotencia estadounidense en el Lejano Oriente. El Secretario de Estado fue ampliamente conocido como & quot; el caballo equivocado Harry & quot; Stimson. Sin embargo, el evento posterior convenció a muchos diplomáticos de que Japón había estado tan decidido a seguir un curso de agresión que nada menos que la guerra habría detenido su curso, y Estados Unidos de ninguna manera estaba preparado para tal guerra.

El secretario Stimson hizo un viaje a Europa en 1933 para conocer de primera mano los problemas y las personalidades involucradas en la escena internacional cada vez más oscura. En una conversación con el estadista alemán Heinrich Bruening, en Ginebra, el Sr. Stimson dijo que `` la situación en el mundo me parecía el desarrollo de una gran tragedia griega, donde podíamos ver la marcha de los eventos y saber lo que debería ser. hecho, pero parecía ser impotente para evitar su marcha a su sombría conclusión.

Aunque el secretario Stimson admiraba al presidente Hoover y, por supuesto, lo apoyó en la campaña de 1932 contra Franklin D. Roosevelt, también tenía un profundo respeto por el gobernador Roosevelt. Se creó una situación embarazosa cuando el presidente Hoover le pidió al secretario Stimson que pronunciara un discurso en el estado de Nueva York en el que atacara al gobernador Roosevelt como administrador. Stimson se negó rotundamente a hacerlo, aunque expresó su disposición a hacer discursos apoyando las políticas de Hoover y aposs.

Después de servir como enlace entre el presidente Hoover y el presidente electo Roosevelt entre las elecciones y los días de toma de posesión, Stimson se retiró a la vida privada, pero el presidente Roosevelt no lo olvidó.

El comienzo de la Segunda Guerra Mundial en 1939 encontró al Departamento de Guerra dividido por una disputa entre el Secretario de Guerra Harry H. Woodring y el Subsecretario Louis Johnson. En un toque típicamente rooseveltiano de audacia política, el presidente decidió invitar al Sr. Stimson a aceptar el puesto de guerra que finalmente dejó vacante el acosado secretario Woodring. Se ofreció formalmente en una llamada telefónica del presidente Roosevelt el 19 de junio de 1940. Al mismo tiempo, otro republicano, Frank Knox de Chicago, fue invitado a convertirse en secretario de la Marina y aceptado.

El Sr. Stimson tenía 73 años cuando aceptó la colosal tarea de llevar adelante la preparación de su país y apostar para participar en una guerra de la que era casi seguro que no podría librarse. Fue recordado por el fracaso de su política de Manchuria, y sus años avanzados hicieron que se dijera abiertamente en Washington que colapsaría bajo la tensión.

Con una energía que habría sido asombrosa en un hombre veinte años más joven, el secretario Stimson se enfrentó a la tarea de preparar las fuerzas aéreas y terrestres para un servicio de guerra casi seguro. Cuando fue secretario de Guerra en 1911, había habido un tiempo casi interminable para prepararse para la guerra, pero no había dinero. Ahora había dinero casi inagotable y poco tiempo.

Estados Unidos atacado por Japón

Los japoneses nos atacaron el 7 de diciembre de 1941, y entonces y más tarde, Stimson se involucró en la controversia sobre quién era el culpable del hecho de que las fuerzas terrestres y marítimas estadounidenses fueran sorprendidas en Pearl Harbor. El secretario Stimson sostuvo que el teniente. El general Walter Short, al mando en Hawai, había sido advertido adecuadamente antes del ataque. Otra escuela de pensamiento muy tenaz sostuvo que la advertencia no había sido lo suficientemente explícita.

A medida que se desarrollaba la guerra europea, el secretario Stimson se convenció de que la victoria consistía en una invasión directa desde Inglaterra. Lanzó su peso contra el primer ministro Winston Churchill y otros que favorecían las desviaciones a través del Mediterráneo a través de Europa Central. Aquellos que estuvieron de acuerdo con Stimson se salieron con la suya, pero no hasta que el desacuerdo se hizo tan agudo que Stimson sugirió con exasperación que Estados Unidos abandonara Europa como escenario principal del conflicto y se concentrara en la guerra del Pacífico.

En el otoño de 1941, el presidente Roosevelt nombró al secretario Stimson miembro de un comité para asesorar sobre la política de fisión nuclear, y desde el 1 de mayo de 1943, hasta que renunció como secretario de Guerra, el Sr. Stimson fue el presidente y un asesor principal de Poss sobre el empleo militar de la energía atómica. .

Se había formado un grupo conocido como el Comité Interino, y el 1 de junio de 1945, aconsejó que se utilizara la bomba atómica contra Japón. A este respecto, el Sr. Stimson escribió más tarde:

--La ​​función de comité y jefe era, por supuesto, totalmente consultiva. La responsabilidad última de la recomendación al presidente recaía sobre mí, y no tengo ningún deseo de ocultarla. Las conclusiones del comité fueron similares a las mías, aunque llegué a las mías de forma independiente ''.

El secretario Stimson seleccionó cuatro objetivos, dos de los cuales fueron objeto del ataque con bomba atómica: Hiroshima el 6 de agosto de 1945 y Nagasaki tres días después. Ambos ataques causaron una gran pérdida de vidas entre la población civil, así como entre miembros de las fuerzas armadas japonesas y también grandes daños materiales.

Cuando los ejércitos que él había ayudado a levantar obtuvieron la victoria en Europa y Japón en el mayor conflicto de todos los tiempos, el Sr. Stimson renunció como Secretario de Guerra el 21 de septiembre de 1945 y se retiró a Highhold, su propiedad de Long Island, donde había ocupado desde 1903.

El 6 de julio de 1893, el Sr. Stimson se casó con la Srta. Mabel Wellington White, una hija del Sr. y la Sra. Charles A. White de New Haven, Connecticut. De este matrimonio y la Sra. Stimson, el Sr. Stimson escribió en sus memorias:

`` Ese matrimonio ha durado más de cincuenta y cuatro años, durante los cuales ella ha sido mi fiel compañera y la mayor felicidad de mi vida ''.


Henry L. Stimson - Historia

La insignia en su conjunto es un símbolo del intelectual organizado.
fuerza que poseía Henry L. Stimson.

Las cuatro estrellas representan a los cuatro presidentes bajo los cuales ocupó cargos en el gabinete.

Las espadas cruzadas representan su creencia de que para mantener la paz debes ser fuerte
para resistir la agresión y también los dos mandatos como Secretario de Guerra.

La antorcha es la antorcha de la dignidad y la habilidad política que
caracterizó la vida de Henry L. Stimson.

Lanzado el 13 de noviembre de 1965 en Groton Connecticut

Encargado el 20 de agosto de 1966

La 1ra revisión comenzó en noviembre de 1971 y se completó en marzo de 1973.

La segunda revisión comenzó en mayo de 1982 y se completó en agosto de 1984.

Tripulaciones combinadas mayo de 1992 por inactivación

Desmantelado en el Astillero Naval de Puget Sound el 5 de mayo de 1993

Realización de setenta y seis patrullas de disuasión estratégica

ROBO DE MEMORABILIA Y ARTEFACTOS DE LA ASOCIACIÓN STIMSON
Compañeros de barco hemos sufrido un robo de la mayoría de nuestros recuerdos y artefactos pertenecientes a la Asociación. El robo ocurrió en algún momento entre el 13 y el 28 de noviembre de 2020. El conserje de estos artículos los estaba almacenando en una unidad de almacenamiento segura en Ladson SC y la unidad estaba asegurada con un candado de combinación resistente. Se cortó el candado y se llevaron las cajas Pelican que contenían una gran cantidad de nuestros artefactos. La policía está investigando, pero mientras tanto, se les pide a todos nuestros compañeros de barco que estén atentos a cualquier artículo de Stimson que vean que se vende o subasta en las redes sociales o sitios de ventas. Puede leer la declaración completa sobre este robo a continuación:
ROBO DE ARTEFACTOS ASOCIADOS


Caballeros que leen el correo de los demás: una breve historia del espionaje diplomático

Gran Bretaña fue sorprendida leyendo correos electrónicos de diplomáticos extranjeros durante el G20 de 2009, pero no es la primera vez que un gobierno espía a sus aliados.

The British government intercepted the emails and phone calls of foreign dignitaries attending the 2009 G20 meetings in London, according to the latest tranche of leaks released by the guardián.

Among other tactics, the British intelligence agency GCHQ set up fake internet cafes for delegates to use in order to log their keystrokes, broke into their BlackBerries, and kept round-the-clock records of phone calls during the summit. Meanwhile, Americans monitored the phone calls of former Russian president and current prime minister Dmitri Medvedev.

The revelations have already infuriated Russia and Turkey, and they are sure to raise some eyebrows at this week's G8 summit, which is also being hosted by Great Britain.

"At a time when international co-operation depends on mutual trust, respect and transparency, such behaviour by an allied country is unacceptable," a spokesman at the Turkish foreign ministry said.

And yet, spying on your allies has long been a staple of international diplomacy -- dating back to the first embassies established by 16th century Italian city-states, where cryptanalysts would slice open the wax seals of intercepted, coded messages with hot knives before deciphering them.

Before the advent of email, modern spy agencies had to break codes hidden within telegraphs in order to read them. And in at least once case in the early 20th century, the U.S. government used surveillance and codecracking to score a major diplomatic victory against Japan during a major international meeting.

Herbert Yardley was a former railroad telegrapher who later became a government "code clerk." He proved the value of his code-breaking chops throughout World War I, and after the war the State Department officially set up a "Cipher Bureau." (As if that name wasn't nefarious-sounding enough, it was also known as "The Black Chamber.") It was America's first permanent code-cracking agency, and it was the precursor for today's National Security Agency. Yardley became the head, setting up the offices on East 38th Street in New York, across the street from a department store. He and his wife lived on one floor, and the bureau took up the rest of the building.

(Why New York? "Washington is overrun with spies," Yardley said, without any apparent irony.)

At the time, diplomatic messages were written not only in foreign languages, but also with some words substituted with numbers or code words. It was the Cipher Bureau's job to make sense of the code and then translate the entire message.

David Kahn, who has written extensively about Yardley and code-breaking, said it was not unlike solving a puzzle:

"It was about looking at frequencies and guessing at what they were," Kahn said.

The bureau largely concerned itself with cracking messages sent by the Cheka, the Russian secret police, and by various South American governments. But by far the big codebreaking target was Japan.

"Its naval growth menaced American power in the western Pacific. Its commercial expansion threatened American dominance of Far Eastern markets," Kahn wrote in a book about Yardley. Yardley didn't speak Japanese, but he at one point told his boss he would resign within a year if he couldn't crack the Japanese codes.

There were a number of ways to eavesdrop on a telegraph, but Yardley found the easiest. He and his employees would simply go down to the local Western Union office and ask the telegraph operators for copies of the Japanese messages, Kahn said. And like Facebook or Google in today's NSA scandal, the workers found it hard to say "no."

A golden opportunity to spy on the Japanese came in 1921, during a conference that aimed to limit naval capability among the world's powers as a way of curbing the war-ship arms race at the time.

The U.S. wanted Japan to concede to having fewer ships, but Japan wanted slightly more. With Yardley's code-cracking, the U.S. discovered that it was more important to the Japanese to preserve their relationship with the U.S. than to be able to spend more on their navy.

"We pressed hard, and Japan abandoned its position that it wanted to build more," Kahn said. "We won a great victory for not just the U.S., but for the whole world because we built fewer war ships and we had more money to build roads and for other infrastructure."

For their hard work, Yardley and his staff received Christmas bonuses -- an almost unheard of practice in the federal government -- which ranged from $37 to $184, or 2.5 percent of their salaries. He was also awarded the Army's highest noncombat decoration, the Distinguished Service Medal, "for exceptionally meritorious and distinguished services in a position of great responsibility."

Yardley's success was short-lived, though. The Cipher Bureau was shuttered in 1929, shortly after the arrival of Henry Stimson as the new Secretary of State. Apparently, Stimson thought this type of surveillance was unethical, and he issued what is perhaps one of the best foreign policy statements ever:

"Gentlemen do not read each others' mail."

And yet, they continued to. Intercepting private messages picked up within Cipher Bureaus all over the world during World War II, and such spying became a staple of the Cold War, Kahn says. Cryptanalysis became a major strategy employed by almost all the major world powers, including France, Germany, and -- you guessed it -- Great Britain.

That's not to say that what the British and American surveillance teams did during the G20 was right or even fair, just that it's not entirely new.

"During war time, we solved codes once again. We've continued that ever since," Kahn says. "That's what he whole fuss is about at the present."


Henry L. Stimson - History


In 1958 Congress authorized the construction of Fleet Ballistic Missile Submarines. These Polaris missile launching platforms were the result of extensive and imaginative development in such fields as environmental control, nuclear engineering, inertial navigation, and solid propellant rocketry.

HENRY L. STIMSON is the thirty-seventh member of the Polaris/Poseidon fleet of forty-one nuclear powered Fleet Ballistic Missile Submarines. Her keep was laid on April 4, 1964, at the Electric Boat Division of General Dynamics in Groton, Connecticut. She was launched on November 13, 1965, after being christened HENRY L. STIMSON by Mrs. Thomas Dodd, the wife of Connecticut’s senior senator, and commissioned August 20, 1966 with Captain Richard E. Jortberg (commanding the Blue Crew) and Commander Robert H. Weeks (commanding the Gold Crew). HENRY L. STIMSON is the first ship of the fleet to be named in honor of the American attorney, soldier, diplomat and statesman. The crossed swords in the insignia of the USS HENRY L. STIMSON represent his belief that to keep peace you must be strong to resist aggression. During shakedown, both crews successfully fired two A-3 Polaris missiles in the Atlantic Missile Test Range. After final sea trials and torpedo fire control systems testing Henry L. Stimson was assigned to Submarine Squadron 16 and began her first operational deterrent patrol, departing Charleston, South Carolina, on 23 February 1967.

STIMSON received a Meritorious Unit Citation (MUC) for meritorious service during the period from 19 August to 9 September 1970, while participating in an operation of great importance to the United States. Through the operation the STIMSON demonstrated conclusively the effectiveness and dependability of the Fleet Ballistic Missile System.

In November 1971, Henry L. Stimson commenced her first major overhaul period, at Newport News Shipyard and Drydock. Aquí HENRY L. STIMSON was converted to the more advanced and sophisticated Poseidon Weapons System. On completion of the Conversion Overhaul period in March 1973, two crews were once more reestablished on HENRY L. STIMSON.

In June 1973, both crews successfully completed their Demonstration and Shakedown Operations (DASO). After Post Conversion Availability and final sea trials, HENRY L. STIMSON returned to perform as a major force in the prevention of nuclear war.

Starting in June 1973, HENRY L. STIMSON made 24 Poseidon patrols out of Rota, Spain until Submarine Squadron SIXTEEN moved to Kings Bay, Georgia in June 1979. Thereafter HENRY L. STIMSON made two patrols out of Charleston, South Carolina.

During the period from November 1979 to March 1980, STIMSON’s weapon system was again upgraded to support the TRIDENT-1 missile. The conversion was accomplished pier side at Port Canaveral, Florida. Successful Demonstration and Shakedown Operations (DASO) by both crews after the ship conversion were climaxed by the launching of a TRIDENT C-4 missile. Following that conversion, the boat changed homeports to Kings Bay, Georgia, where she was based for the rest of her career. The ship deployed on her first TRIDENT-1 strategic deterrent patrol in May 1980.

In May 1982, HENRY L. STIMSON began its second major overhaul at the Newport News Shipbuilding and Drydock Company, Newport News, Virginia. Two crews were reestablished on HENRY L. STIMSON on completion of the overhaul period in August 1984. Since completion of the pos-overhaul period, USS HENRY L. STIMSON has completed twenty-eight TRIDENT strategic deterrent patrols.

STIMSON received her SECOND Meritorious Unit Citation (MUC) for meritorious service during the period 25 April to 6 August 1988, for her participation in LANTCOOPEX 1-88, the first SSBN remote-site, rapid re-deployment, continuity of operations exercise.

STIMSON combined crews in May 1992 as a precursor to inactivation and was both decommissioned and stricken from the Naval Vessel Registry at Puget Sound Naval Shipyard on 5 May 1993. Henry L. Stimson went through the Navy's Nuclear Powered Ship and Submarine Recycling Program in Bremerton, Washington, and ceased to exist on 12 August 1994.


Examples of Henry L. Stimson in the following topics:

Roosevelt's Second Term

  • In July 1940, FDR appointed two interventionist Republican leaders, EnriqueL.
  • Stimson and Frank Knox, as Secretaries of War and the Navy respectively.
  • Roosevelt welcomes Manuel L.

The Mood in America

  • Following the Japanese invasion of Manchuria in 1931, the Stimson Doctrine was introduced.
  • Named after EnriqueL.
  • Conservatives in the East and South were generally interventionists, as typified by Stimson.
  • The new vice-presidential nominee was Enrique Agard Wallace, a liberal intellectual who was Secretary of Agriculture.
  • Stimson was U.S.

Energy Stored in a Magnetic Field

  • If the current changes, the change in magnetic flux is proportional to the time-rate of change in current by a factor called inductance (L).
  • (Eq. 1), where L is the inductance in units of Enrique and I is the current in units of Ampere.
  • $E = frac<1><2>LI^2 = frac<1><2>frac<L> fracL^2>= frac

The Debate over Preparedness

  • General Leonard Wood, ex-president Theodore Roosevelt, and former secretaries of war Elihu Root and EnriqueStimson were the driving forces behind the Preparedness Movement, along with many of the nation's most prominent bankers, industrialists, lawyers, and scions of prominent families.

Domestic Conservatism

  • Conservatives in the East and South were generally interventionists, as typified by EnriqueStimson.

Inductance

  • Units for M are (V⋅s)/A=Ωs, which is named a henry (H), after Joseph Enrique (discovered of self-inductance).
  • dónde L is the self-inductance of the device.
  • Units of self-inductance are henries (H) just as for mutual inductance.
  • To avoid this effect, a small L must be achieved, such as by counterwinding coils as in .
  • The inductance L is usually a given quantity.

Last Efforts for Peace

  • Former President Theodore Roosevelt, General Leonard Wood, and former Secretaries of War Elihu Root and EnriqueStimson were among the driving forces behind the Preparedness Movement, along with many of the nation's most prominent bankers, industrialists, lawyers, and scions of prominent families.

The Dawes Act and Indian Land Allotment

Manifest Destiny

  • In 1845, John L.
  • The idea of expansion was also supported by Whigs like Enrique Clay, Daniel Webster, and Abraham Lincoln, who wanted to expand the nation's economy.
  • John L.

Ejercicios

  • where $q$ is the charge on the capacitor, $L$ is the inductance of the coil, $R$ is the resistance, $C$ the capacitance, and $V$ is the applied voltage.
  • (d) If the inductance is $25 imes 10 ^<-3>$ H (1 Enrique = 1 volt per amp per second), what capacitance is required to have a characteristic period of 1 second?
  • Answer: $sqrt> = omega _0 = 2 pi f_0 = frac<2 pi><1 m>$C = frac<1><L (2 pi)^2> approx 1 m Farad$ .
  • Therefore $C = frac<1><L (2 pi)^2> approx 1 m Farad$ .
Subjects
  • Contabilidad
  • Algebra
  • Art History
  • Biology
  • Negocio
  • Cálculo
  • Chemistry
  • Comunicaciones
  • Economics
  • Finanzas
  • Gestión
  • Márketing
  • Microbiología
  • Physics
  • Physiology
  • Ciencias Políticas
  • Psicología
  • Sociología
  • Estadísticas
  • U.S. History
  • World History
  • Escribiendo

Except where noted, content and user contributions on this site are licensed under CC BY-SA 4.0 with attribution required.


For More Information

Hodgson, Godfrey. The Colonel: The Life and Wars of Henry Stimson, 1867–1950 . New York: Knopf, 1990.

"Introduction: The Diaries of Henry Lewis Stimson in the Yale University Library." Yale University Library. New Haven, CT. http://microformguides.gale.com/Data/Introductions/82920FM.htm .

"Reminiscences of Henry Lewis Stimson: Oral History, 1949." Columbia Center for Oral Histories. Columbia University Libraries. Nueva York. http://oralhistoryportal.cul.columbia.edu/document.php?id=ldpd_4075758 .

Stimson, Henry L., and McGeorge Bundy. On Active Service in Peace and War . New York: Harper & Brothers, 1948.


Henry L. Stimson - History

The Henry L. Stimson House was made possible by contributions from Parents of Academy Boys in 1959. Built the following year it was named for H. L. Stimson, Class of 1883, former Secretary of War and President of the Board of Trustees. Completed in the fall of 1960 at a cost of $694,000 this 40-boy, two instructor family dormitory was dedicated on the weekend of February 24-25, 1961. (Robert A. Domingue. Phillips Academy, Andover, Massachusetts. An Illustrated History of the Property (including Abbot Academy) . Wilmington, MA: RAD Publishing, 1990.)

For the general campaign, committees were organized in every city in the country where there were twenty-five or more alumni. Appalling though the magnitude of this task may seem, in a surprisingly short time volunteer committee organizations had been established in over two hundred and fifty different communities. McLean received staunch support from R. L. (Tim) Ireland, III, P.A. '38, who performed heroically as National Alumni Chairman, and from Thomas M. Evans, who agreed to serve as Parent Chairman. Mr. Evans' contribution may be seen in Stimson House, which was given by the Parents of Andover boys. (Frederick S. Allis, Jr. Youth from Every Quarter . Andover: Phillips Academy. 1979.)

Andover's most honored alumnus has the distinction of being the oldest graduate to serve his country during the war years, climaxing a long career of public service with conspicuous contribution as civilian chief of the greatest Army the United States has ever had. A prominent example of an elder statesman, he has served in Cabinet or high appointive posts under five Presidents, not only with complete integrity but with the distinction of having nearly always been right even when he was unsuccessful. He revitalized the Army as Secretary of War under President Taft, he advocated preparedness in 1915, planned the officers' training camp at Plattsburg and attended it himself in World War I. Appointed a Major Judge Advocate in 1917, and later transferred to the Field Artillery, he saw combat service in France with the 305th Field Artillery, and later commanded the 31st Field Artillery during 1918.

Sent by President Coolidge as Special Representative to Nicaragua in 1927, he was so successful that he was appointed Governor General of the Philippine Islands in 1927, serving with sagacity and distinction. As Secretary of State under President Hoover, and as Chairman of the United States Delegation to the London Naval Conference of 1930 and Delegate to the Geneva Disarmament Conference in 1932 he urged Great Britain and France to join the United States in halting Japanese aggression in Asia. As an official in the Cabinet he warned that Japan's successful example in the Far East would encourage aggression by Germany and Italy in Europe. As a private citizen in the 1930's he advocated the unpopular policy of American preparedness against aggressors before they should become strong enough to attack the United States. Appointed Secretary of War on June 19, 1940, he advocated, with far-sighted wisdom, modification of the Neutrality Act, the exchange of United States' destroyers for bases, the adoption of compulsory military training, and the passage of the Lend-Lease Bill. At a critical time in America's history he brought to the War Department unequaled knowledge and experience and an ability to delegate authority to responsible subordinates that gave him exceptional prestige in the eyes of Congress and the country. His complete support of the peace-time Selective Service Act in the face of civilian-military criticism, his appreciation of the moral issues involved in the war in Europe, and his insistence upon resolute aid to Great Britain in 1941, brought additional sound leadership to the country at a decisive moment.

Colonel Stimson has been praised as the "most efficient administrator in the whole vast war machine." But his contribution to the United States is greater than efficiency alone it is disinterested and high-minded conviction, moral rightness and thorough integrity. The tribute paid to Henry L. Stimson in the citation accompanying his award of the Distinguished Service Medal is greater than any material reward.

"His fearlessness, his integrity, his rich experience, his wisdom and his statesmanship were largely contributory to the successful mobilization of an Army in which his countrymen may take everlasting pride. His steadfast purpose and unselfish devotion were an inspiration to men-at-arms in American forces throughout the world in their bitter fight to maintain moral right, freedom, justice and civilization itself."

Phillips Academy is proud that so distinguished an alumnus and Elder Statesman has served her as Trustee since 1905 and has guided her destinies during the twelve years of his leadership as President of the Board of Trustees. (Leonard F. James Phillips Academy, Andover in WWII . Andover: Phillips Academy. 1948.)

AS headmaster I first became intimately acquainted with the strongest, noblest older personality I have ever known, a man who, unconsciously on his part, contributed immeasurably to my education. Henry L. Stimson, of the class of 1883 at Phillips Academy, had been one of its trustees since June 8, 1905, but I had had little opportunity to know him well. My first recollection of him, however, is very vivid. On a visit to Andover in January 1912, during his term as President Taft's Secretary of War, he found the snow covering the ground to the depth of more than a foot, and at once said to Mark Stackpole, the school minister, "Can't we dig up a bobsled somewhere and coast down Phillips Street, the way I used to do?" I was present when the question was asked and suggested that we might borrow the massive sled belonging to the PAE society, of which Stimson had been a member. A little telephoning achieved the desired result. Soon four or five co-operative boys appeared at Mark's house dragging the huge double-runner, and we all pulled it to the top of Phillips Street. As there were few automobiles in those days, we could count on a comparatively unobstructed course. (Claude Fuess. Independent Schoolmaster. Boston: Little, Brown. 1952.)

Henry L. Stimson, who graduated from Phillips Academy in 1883, also remembered the democratic quality of the school:

But at thirteen there came a great change. My mental and physical horizons broadened before me. My father, dissatisfied with the conditions in New York, placed me in Phillips Academy at Andover, Massachusetts. I was much younger than any other boy in the school but the new surroundings were like heaven to a boy who craved escape from city life. I have heard the discipline of Phillips Academy of those old days described by an alumnus as "perfect freedom, tempered by expulsion." Of the outdoor life of the students that was a fair description. There was football, baseball, skating, bobsledding, and walking over the hills and woodlands of northern Massachusetts within generous limits, quite untrammeled by authority.

But once we entered the classroom it was quite a different matter. Andover fitted a boy for college and it fitted him well. The courses taught were fewer than they are today, but they were taught with extreme thoroughness. And the numbers of each class being large, the mere experience of standing up before a good-sized audience and answering tough problems before a rapid-firing instructor was in itself a stiff discipline to the average boy. To me it opened a new world of effort and competition. It also opened to me a new world of democracy and of companionship with boys from all portions of the United States. At that time Phillips Academy contained about two hundred fifty students, many coming from rural New England, but the remainder from nearly every other state in the Union. A large percentage of them were working their own way in whole or in part.

School life was extremely simple and inexpensive. The cost of tuition was sixty dollars a year. The school possessed no dormitories except the Latin and English Commons, in which nearly a third of the students lived. These consisted of two rows of very cheaply built three-story wooden houses, each house containing rooms for six students. The rental for each student was three dollars a term. There was no sanitation or water except from a single outdoor pump from which each student carried his own requirements, and no heat except that which came from each student's stove. And as the two rows of Commons stood on the northwestern slope of Andover Hill facing the distant New Hampshire hills on the horizon, winter life there was neither soft nor enervating. Some of the remaining students roomed in the houses of instructors but most of them were in boarding houses approved by the faculty in the town of Andover.

The result for me was association with a very different group of young men from those I had met in New York they were representatives of homes of many varieties scattered all over the United States---most of them simple homes---but in general the boys were drawn to Andover by the desire to get the teaching given by a school which was known to have represented for over a hundred years the ideals of character and education believed in by the founders of our country. I was too young to appreciate the full advantages of these new associations at first, but as the years of my course rolled by they were brought home to me, and I can never be sufficiently grateful to the school for the revolution it worked in my own character (Frederick S. Allis, Jr. Youth from Every Quarter . Andover: Phillips Academy. 1979.)